domingo, 21 de noviembre de 2010

LOMO EN ORZA




LOMO EN ORZA








Ingredientes



3 kilos de lomo de cerdo de la parte de dos colores


3 naranjas

2 limones

Una cucharada grande de pimienta negra

10 o 12 clavos

Una cucharada de canela en polvo

4 o  5  ramitas de canela

Una cucharada grande de pimentón de la Vera dulce

Una cucharada grande de pulpa de pimiento choricero que la venden en botes

½ litro de vino de cocinar

Una cucharada de orégano

Un chorreón de vinagre bueno (de Jerez o de Módena)

5 dientes de ajo (Opcional. Yo no le pongo)

Si hay pimienta rosa o pimientas de colores, se le ponen unos granitos.

Sal


Elaboración


Se corta el lomo en trozos o filetes de unos cuatro o cinco centímetros de grosor.

Se pelan y se exprimen las naranjas y los limones.

Se cortan las cáscaras en trozos.

En un recipiente  grande se ponen los filetes de lomo por tandas, a cada tanda se le echan por encima las pimientas de todas las clases, la sal, los clavillos, las ramitas de canela partidas en trozos, un poco de orégano, se espolvorea por encima el pimentón dulce, y se cubren de trocitos de cáscara de naranja y de limón. Y, quién así lo quiera, unos dientes de ajo.

Al finalizar de poner las tandas de carne se cubre con  los zumos de naranja y limón, el vino de cocina, el vinagre, la carne de pimiento rojo y si quedan todavía ingredientes se terminan de echar.

La carne debe quedar cubierta de líquido. Si no es suficiente se añade agua fresca y se mueve todo para que se mezcle bien. Se mete en el frigorífico durante dos días por lo menos.

Se sacan los trozos de lomo y se ponen a escurrir un rato para que se sequen un poco.

Se prepara una sartén bien honda llena de aceite en el que se echan unos trozos de cáscara de naranja, se calienta y sin que llegue a humear se van friendo los trozos de lomo, dándole vueltas y comprobando que no queden demasiado hechos, para que queden jugosos. Conforme estén hechos se van poniendo ordenadamente en un recipiente hondo (orza,  bote de cristal o fiambrera) y al final se cuela el aceite sobre la carne hasta que la cubra y se guarda en sitio fresco tapado lo más herméticamente posible.

Si al final el aceite no fuese suficiente se le añade más, pero dejándolo hervir un rato con el aceite anterior y las cáscaras de naranja para que tome el sabor. 




6 comentarios:

  1. Coco, porfi, esto es una provocación en toda regla. ¿Quién se come ahora las habicholillas cocidas del régimen? Mala mujer. Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Coco yo tambien porfi,
    Haznos un poquito pa el 24 de diciembre guapa

    ResponderEliminar
  3. Coco otro porfi, haznos un poquito pa el 24 de dieicembre Guapa

    ResponderEliminar
  4. Gracias por tu comentario Pablo, no están mal las habicholillas tampoco, pero eso está muy bueno, y se conserva muy bien. Y además que de todo quiere dios un poquito ¿no?

    ResponderEliminar
  5. Ahí hay más botes como ese Julia, cuando vengas por aquí te daré para que lo probéis.

    ResponderEliminar
  6. Habrá que hacer una novewna a san Colesterol. Y comprar omeprazol.

    AG

    ResponderEliminar