martes, 7 de abril de 2020

UNA VEZ VISTO...



Hoy ha salido del hospital un amigo que ha superado la enfermedad y ayer fallecieron la madre de una amiga, que estaba en una residencia, y el primo de mi vecino que era un hombre joven, nadie ha podido hacer nada ni siquiera enterrarlos, estarán en algún depósito y no puedo imaginar como se pueden sentir sus familiares.
A su vez mi cuñada, dos sobrinas políticas y muchos amigos muy cercanos van todos los días a trabajar a salvar vidas , unos atendiendo a los enfermos y otros organizando los hospitales. Allí ven sufrir a las personas asustadas y solas y mantienen todo a punto para curar y cuidar y cuando llega la hora les ayudan a morir menos solos: Mientras ellos no cuentan, en muchos casos, con las herramientas de protección necesarias y tratan de superar el miedo, porque ven como muchos de sus compañeros se han contagiado y vuelven a sus casas aterrados de pensar que ellos pudieran ser la causa de la infección de su familia.

En casa, a salvo, seguimos las noticias que nos muestran la progresión de la pandemia,con números y porcentajes que unos utilizan para comparar con otros países tratando de justificar su gestión y otros para criticarla. La verdad es que preferiríamos una colaboración en positivo, y sobre todo que hiciera que las personas se sintieran amparados y protegidas, si se tiene en cuenta que los gobiernos de las Comunidades Autónomas son de diversos colores, y son los responsables de la gestión sanitaria y social, da la impresión de que se están tirando piedras a sus propios tejados.

Yo, por mi parte, solo escucharé a quién colabore de algún modo, que ayude o aporte ideas positivas, esto nos ha venido grande a todos, desde el primero hasta el último, y la improvisación y las equivocaciones van de la mano. Como dice mi compañero con mucho acierto: "Una vez visto, todo el mundo es listo".

Y no, no es la hora de pelearse por recuperar unos votos, tiempo habrá de exigir responsabilidades, y no hay duda que habrá aciertos y errores para utilizarlos a favor y en contra, pero ahora no, ahora no es el momento, la gente sabrá lo que tiene que hacer y la factura se pagará, justa o injustamente.

Yo no pienso discutir con ningún amigo a causa de esta maldita epidemia, que está causando tanto dolor, yo solo quiero que esto pase pronto para abrazar a mis hijos,a mi familia y a mis amigos, porque ellos son lo mejor de mi vida. Y tú también.

jueves, 26 de marzo de 2020

ARRIMAR EL HOMBRO

Aún no puedo asumir la situación, es como un vértigo que nos va invadiendo poco a poco, el aquí y ahora se impone, hay que resolver lo inmediato y creemos que va a pasar pronto, quince o veinte días imaginamos y no va a ser así, pero aunque así fuera, aun cuando pase pronto la alerta porque baje la progresión de los contagios,me temo que nada va a volver a ser como era. Mi imaginación no llega a calcular como va a ser la vida en el futuro, supongo que empezaremos por honrar a los muertos, que hasta la ceremonia del adiós ha habido que suprimir. Nuestros mayores, los mismos que resolvieron la papeleta a sus hijos arruinados por la crisis financiera anterior, los que vivieron los males de la posguerra, a ellos precisamente les ha tocado pasar primero y sin el calor familiar de la despedida. Habrá que rendir homenaje a todos los profesionales que nos están cuidando desde todos los ámbitos, poniendo en riesgo su salud, incluso algunos perdiendo su vida. Ellos merecen los mayores honores y el agradecimiento eterno de todo el país.De su generosidad y su sacrificio deberemos sacar conclusiones cuando sea la hora de resolver la crisis económica que se avecina, tras haber tenido que parar la producción del país durante tanto tiempo.
Tendremos que dejar atrás muchos prejuicios fiscales y arrimar el hombro que hemos tenido bien protegido por los que lo han perdido todo. El aplauso que se merecen ellos será el que les brindemos cuando entre todos hayamos sacado este país adelante, como es obligado.

martes, 24 de marzo de 2020

LA GUERRA DE LOS VIRUS


En muchas ocasiones somos victimas de nosotros mismos, esta forma de ser que vino conmigo al mundo me ha privado de muchas cosas; no creo que sea ni virtud ni defecto pero siempre he tenido la manía , ya lo he comentado en otras ocasiones, de no creerme nada que no pueda ser demostrado empíricamente. Y claro, como nací en 1950, no tuvieron más remedio mis padres que ponerme en un colegio de monjas y tuve que vivir en medio de un mundo de influencia judeo-cristiana, o como se llame eso, y para una niña con el defectillo de la desconfianza general hacia el magisterio fue letal porque no aprendí nada que no se demostrara con una escuadra y un cartabón,con unas cuantas reglas o con unas operaciones matemáticas. Esto, por otra parte es natural, teniendo en cuenta la ideología reinante en la época por fuerza teníamos que considerar idiotas a aquellas maestras, porque la mayoría de las cosas que pretendían hacernos creer eran tonterías y mentiras. Pues resulta que todos estas circunstancias hicieron que no prestara atención a lo que debía conocer, y me he perdido todas las mitologías y las historias sagradas y ahora me encuentro con un vacío cultural importante, porque no se nada de lo que se supone que es la explicación de la evolución de los comportamientos humanos.

Yo me lo he guisado y me lo he comido, y he intentado aprender y algunas cosas las he aprendido, pero sigo sin poder interesarme por lo que no tiene explicación lógica. Y aquí me veo, que no se si lo que está pasando es producto de una guerra orquestada por intereses ocultos de los hombres o es un castigo de Dios como las plagas de Egipto por malos, por adorar al becerro de oro o por cualquier otra cosa que no le haya gustado a los otros dioses. Aunque me parece que la que se está beneficiando es la diosa Tierra, que se está tomando un respiro del estrés al que se le ha sometido en aras del progreso y lo que los humanos hemos entendido por bienestar.


Pero a ver como escapamos de ésta y está difícil de verdad la cosa, esperemos que sirva como punto de inflexión para que se replanteen muchos conceptos y muchas actitudes, que lo que estamos viendo es una guerra y la estamos perdiendo. Y es posible que la perdamos irremediablemente, como no seamos capaces de luchar como un solo ejercito y como se sigan anteponiendo los intereses partidistas para hacer mercadería de votos y voluntades quién va a perder no va a ser un partido u otro, el verdadero perdedor va a ser el mismísimo Genero Humano.


Podría darme igual , porque el mes que viene cumplo 70 años y "Confieso Que He Vivido", pero hay hijos y también hay hijos de otros hijos y quiero para todos un buen mundo en el que vivir.

jueves, 19 de marzo de 2020

ST PATRICK´DAY

ST PATRICK´S DAY

Hoy 17 de marzo es un gran día para los irlandeses, celebran el día de la Fundación de la República y conmemoran el fallecimiento de San Patricio, su patrón, que con un trébol verde de tres hojas explicó a los paganos el Misterio de la Trinidad. Si aquellos hombres creyeron en él, debió de ser porque andaban muy necesitados de creer en algo o algunas cosas más útiles debió de enseñarles, porque consiguió llevar el cristianismo a Irlanda para siempre.

Los irlandeses se han repartido por el mundo y hoy se celebra en muchos países el Día de San Patricio gracias a ellos, con vistosos desfiles y grandes festejos.
Mi sobrino JaIme nos trajo una guapa irlandesa a la familia, Nicola Mac Mahon, se casó con ella y nos ha bendecido con la preciosa Inés,una niña que es capaz de alegrar la vida a todo el que tiene cerca, mitad española y mitad irlandesa, a sus dos años de edad es capaz de iluminar el mundo que la rodea, ya sea en Irlanda o en España, ella sola, con su lenguaje particular, su arrojo,su simpatía y su desparpajo.
¡¡¡Feliz día de San Patricio a mi familia irlandesa !!!



domingo, 15 de marzo de 2020

AISLADOS PERO NO OLVIDADOS

AISLADOS PERO NO OLVIDADOS


Nunca nos hubiéramos imaginado pasar por una situación así, nuestra vida muelle (con sus más y sus menos, pero confortable) no había pasado por una situación tan extrema como esta. Debemos acostumbrarnos, el primer día ha pasado y el segundo también, habrá que hacer acopio de imaginación y paciencia para sobrellevar de igual forma   un largo periodo de tiempo.

Estos medios  nos han librado del aislamiento, tenemos esa suerte,a ellos nos acogeremos como salvación. No hace tanto tiempo que las epidemias eran cosa habitual, a lo largo de la vida de nuestros abuelos y bisabuelos podían pasar dos o tres y así se regulaba la población, pero es verdad que las ciencias adelantan que es una barbaridad y gracias los señores Pasteur, Fleming, Curie y tantos y tantos que han seguido sus pasos hemos podido vivir sin el miedo a las plagas y epidemias, y las que ha habido han estado cercadas o referidas a colectivos determinados, pero ojo, que estamos hablando de nuestro mundo, del privilegiado hemisferio norte, que en otros lares la cosa canta otra canción. No obstante de otras catástrofes no nos hemos librado, unas provocadas por la naturaleza y otras por los propios humanos,  pero hasta ahora nunca nos había tocado vivir una emergencia de este calibre. 

El otro día en mis investigaciones de las hemerotecas, en las que me informo para mis escritos, me tocó pasearme por las noticias de los años 1884 y 1885, terremoto de Alhama y epidemia de cólera,  las dos pasaron casi a la vez, no tuve más remedio que secarme las lágrimas ante aquellas noticias, en particular me impresionó el capítulo de las esquelas del periódico, en aquella ocasión el cólera no respetaba las edades, caían menores y mayores por igual, impresionante era ver esquelas de niños, pero terribles eran algunas que en la misma participación iban los nombres de dos hermanos de cinco y trece años, incluso vi alguna que albergaba tres nombres de tres hijos de una madre y de un padre, a pesar de los 135 años que nos separan, verlo me causó una honda pena. Afortunadamente ahora se cuenta con otros medios para prevenir, y aunque nos resulte molesto hoy toca asumir las medidas y llevarlas a rajatabla, tiempo habrá de criticar y analizar. 

Salir a aplaudir al personal del Servicio Público de Salud, efectivamente es infatiloide, una americanada,  pero también funciona como terapia compartida, tiene un doble efecto, ellos lo agradecen, me consta, pero también es una forma de relación con los vecinos que después de un día de soledad se agradece. En mi calle salimos a las cancelas y desde allí nos hablamos unos a otros, compartimos la experiencia diaria y alegramos un poco la noche, algún vecino me ha pedido prestado el perro, no es ninguna tontería, mañana lo compartiremos.

Bueno, vale por hoy, escribir este texto me sirve de entretenimiento y de paso comparto mis pensamientos, y a los lectores os digo que si os sirve para algo que lo leáis, y si no:
¡¡¡Ustedes perdonen!!!

sábado, 29 de febrero de 2020

PRIMAVERA TEMPRANA

PRIMAVERA TEMPRANA

La Primavera sabe de la luz y el calor del sol y pasa de fechas ¿ que dicen que es muy pronto? y a mi que me importa, si puedo hacer circular la savia y acelerar el proceso de floración en las plantas y ayudar a las crisálidas a transformar las feas orugas en preciosas mariposas ¿no será que el que está equivocado es el calendario?

Fotografías de A.González, tomadas en el Barranco del Agua, entre El Purche y Pinos Genil















martes, 25 de febrero de 2020

SIETE OLAS DE PIEDRA Y TIERRA



SIETE OLAS DE PIEDRA Y TIERRA

En las alturas no cabe el aburrimiento, desde las cumbres el visitante observa el paisaje y domina el territorio que las rodea, casi toda la provincia desde cualquier punto y tantas perspectivas como días tiene el año, cada uno con su clima y su atmósfera darán el color, la luz y la visión que toque. En este febrero primaveral el montañero ha mirado hacia el sur, y el objetivo ha captado los pliegues del terreno que separan Sierra Nevada del Mediterráneo, siete olas de piedra y tierra que surcaron el territorio cuando el gran cataclismo hizo chocar los continentes entre sí.

Fotografías de A.González


Montañas y valles sucesivamente


En los extremos el Trevenque y el Lucero 
se miran como en un  espejo


El Lucero domina la Sierra de la Almijara, y detrás la luz 
mediterránea aclara el horizonte.
En el centro la Silleta del Padul

martes, 18 de febrero de 2020

EL VALLE




ALMENDRO EN FLOR,1890

VINCENT VAN GOGH



EL VALLE



Un paseo por el campo, visitar pueblos de la provincia que aún no se conocen es una buena actividad para los jubilados.Hoy subimos a Pinos del Valle desde el que se contempla toda la comarca, un mirador impresionante, El Valle es un vergel, el pinar ocupa el monte que lo rodea, el Mediterráneo se huele y se siente y al sur se percibe su luz y su claridad ¡está tan cerca!

Pero la belleza del paisaje no descuida la atención del viajero que contempla los arboles cargados de fruta, que nadie recoge, los limones y las naranjas tirados en el suelo, los olivos sin cosechar, y las almendras del año pasado comparten árbol con las flores de este año que lucen su belleza temprana ignorantes de que aún quedan heladas por caer, aunque es igual, nadie va disfrutar de sus frutos del verano que viene, como nadie ha aprovechado los frutos del año pasado. O si, quizás las ardillas y los pájaros ,que desconocen lo que es la especulación y los intermediarios, sepan agradecer lo que les brinda Natura.

Suerte a los agricultores y ganaderos que estos días se manifiestan pidiendo algo tan simple como es que los precios en origen sean suficientes para costear la producción.

martes, 31 de diciembre de 2019

FELICIDADES

fotografía de A.González

¡FELICIDADES¡


Hoy es el día de Fin de Año, y a su noche se le llama  Nochevieja, la costumbre es terminar la noche con uvas y  champán, así le decimos adiós a un periodo de tiempo en el que a todos los que hoy estamos vivos nos han sucedido muchas cosas, las cosas propias de la vida, ha sido una sucesión de 365 días , que ha compuesto el año 2019 de nuestra Era. Celebramos la llegada del nuevo año 2020 con alegría y esperanza, como si fuese algo extraordinario que va a suceder, cuando sabemos que ese ritmo no puede cambiar,  a un día sucede otro día, a un mes sucede otro mes y a un año sucede otro año, inexorablemente. Pero a nosotros nos gusta celebrar estas cosas, será que con este motivo nos acercamos a los que queremos, aprovechamos para festejar y compartir, expresamos nuestros deseos de felicidad para la gente de nuestro entorno y con eso conjuramos a la suerte para que ilumine nuestra vida. 
Yo despido el año 2019 reflexionado sobre esta costumbre, y quisiera afrontar el cambio de forma diferente, a ver si también es diferente el año que viene. Una vez que está sobradamente comprobado que por mucho que nos deseemos felicidad y suerte, ellas van a venir cuando quieran y no cuando nosotros les llamemos, quizás, sería una buena idea intentar ser capaces de afrontar lo que nos venga con la calma suficiente para tomar las decisiones adecuadas en cada momento,  para nuestro bien y el de los que nos rodean, que no tomemos las cosas a la ligera, que pensemos lo que hay en el mundo y lo que a nosotros se nos ha presentado como nuestro, que veamos a los demás con empatía y que relativicemos nuestros problemas según su exacta medida, ni los hagamos más grandes ni más chicos. 
A todos vosotros, mis queridos amigos y familiares, os recuerdo que el año que se va no tiene la culpa de lo malo ni de lo bueno, ni el que viene la va a tener, que los responsables somos nosotros y el Destino. Que lo que ha de ser , será, y yo espero que sea lo mejor posible. 
 A pesar de todo, y porque la Tradición así lo manda yo os deseo  que todo os salga bien en este año 2020 y en todos los siguientes que nos toquen a cada uno.
¡MUCHAS FELICIDADES!

domingo, 22 de diciembre de 2019

DE NUEVO INVIERNO Y OTRA VEZ NAVIDAD




UN NUEVO INVIERNO, OTRA VEZ NAVIDAD



El Solsticio de Invierno se producirá  a las 5 horas y 19 minutos del día de hoy, 22 de diciembre de 2019. Los convencionalismos han ajustado las horas y los minutos y fijan cada año el inicio del invierno en el momento en que el sol se sitúa en el punto más austral de la elipse que dibuja la trayectoria de la tierra en su paseo anual a su alrededor, durante varios días su altura no cambiará, es decir el sol se quedará quieto, por eso se llama Solsticio (Sol Quieto) de Invierno. La estación más fría y más oscura del año empieza hoy y a pesar de todo trae buenas noticias, cada día que pase tendrá más tiempo de luz y cada noche oscura será más corta que la anterior,  en el interior de la tierra germinan las semillas,los animales gestan para que nazcan sus crías en primavera, todo en la naturaleza se prepara para ofrecer sus mejores frutos en las estaciones siguientes.

 Desde que el mundo es mundo los hombres han celebrado el cambio de las estaciones,  nuestra cultura ha adaptado a su gusto y conveniencia esta celebración, y a ello dedicamos los últimos días de diciembre, es tiempo  de alegría y de unión entre familiares y amigos, de buenos deseos y buena voluntad, esto es lo mejor de las fiestas, quizás sea lo poco que queda de aquello que empezó hace más de dos mil años. Es la Navidad y yo quiero desear a mis amigos, mi familia  y al mundo en general, que lo paséis muy bien y que disfrutéis todo lo que podáis: ¡¡MUCHAS FELICIDADES!!

martes, 24 de septiembre de 2019

NUBOSIDAD VARIABLE



NUBOSIDAD VARIABLE


El paisaje de la sierra cambia cada día, cada hora, cada minuto: está demasiado cerca del cielo y allí arriba reinan las nubes, que cuando llega la hora se divierten mostrándose de mil maneras, antes de volver a ser el agua que riega, refresca, hiela, anega y destruye cuando se le cierra el paso y, a pesar de todo, de ella depende la vida.

Fotografías de A. González



Para empezar un saludo al Veleta






Los Peñones entre la Virgen y el Mojón de Trigo


Los Peñones de San Francisco sobre las nubes que cubren Güejar Sierra


Como un rebaño de borreguitos.


Un rebaño de Verdad ¡Tengo yo una ovejita Lucera!


Bajo el Tajo las nubes se agrupan en la Loma del Lánchar


Los Tajos del Campanario con las nubes a sus pies


El otoño dora la tierra


Las Chorreras corren por el campo de oro, hasta caer por las Trancadas para formar el río Guarnón


El valle cubierto.




La alcazaba y el Mulhacén con sus adornos de nubes


El Veredón del Veleta con su alfombra dorada.


La Vega en claro-oscuro.


Los albergues umbríos y arriba un claro de sol.


Algo se está turbando en las alturas.


Espumas blancas, jirones grises y ¡¡la nube negra!!
 


Variaciones sobre un mismo tema: Nubes, nubles, nubes.


Las Viajeras








Adiós a María de las Nieves


sábado, 21 de septiembre de 2019

EL GRAN GUARNÓN


EL RÍO GUARNÓN


Por la Vereda de la Estrella, pasando por las ruinas de los poblados de las Minas de La Probadora y de La Estrella, se encuentran los montañeros con el puente de madera que cruza el río Guarnón. Este es un río que no descansa, en su trayectoria de cinco kilómetros sus aguas tienen que saltar entre peñas salvando un desnivel de mil seiscientos metros desde el nacimiento a la desembocadura, sin encontrar ni un solo remanso de tranquilidad. Y no son aguas comunes, no vienen del rebose ni del desagüe de las altísimas lagunas del glaciar, no son producto del deshielo de las nieves del Veleta, aunque nace a sus pies:  brotan  de manantiales cercanos  a las lagunas , cuyo origen pueden ser las filtraciones de  las mismas o de los hielos fósiles de los subterráneos del glaciar. A ver quién duda de la pureza de las aguas que fueron nieve hace miles de años.  Interesante este río que  un poco más abajo une sus aguas a las del río Real para formar el Genil. Para los caminantes valientes que llegan hasta estos bellos parajes es un premio contemplar la alegría con que sortean las rocas  las aguas de este río,  pequeño en su estatura pero grande en su fuerza. No por casualidad algunos lo llaman El Gran Guarnón.

Fotografías de A. González.


La Alcazaba y el Mullhacén
Al fondo del bosque corre el río.


La Alcazaba, la Señora de la Sierra


El Valle estrecho por donde corre el Río Guarnón, al fondo el Veleta.

La fuerza del agua.,

Saltando entre las piedras, encuentra el descanso en uno de los pocos remansos que encuentra a su paso el Gran Guarnón

Trotando entre las peñas.

Un descansito

El baile de las aguas.

El agua que fue nieve nieve quieta, corre por la Sierra

Río, río, llévate el llanto mío.

Por encima de los árboles, sobresale el Veleta.

Qué trabajo es trabajar¡¡


El río se lleva las penas. en su camino hacía el mar.

Desde el puente se ven las cumbres nevadas.


Tan quieta en invierno y tan saltarina en verano, parece que quiere gastar todas las energías que tuvo que guardar cuando era nieve blanca.

El río joven se entiende con la muchacha.

¿Se atreverá a saltar?

Se atrevió.